RSS

Consulta: viabilidad de la divulgación de la matrícula de vehículos presuntamente implicados en acciones ilícitas a ciclistas

12 Dic

En relación a la consulta formulada, referida a la posibilidad de hacer pública en una página web la matrícula de un vehículo implicado en una actuación presuntamente ilícita, a resultas de la cual algunos ciclistas resultaron perjudicados, me cumple informar lo que sigue.

Para pronunciarse al respecto, el quid de la cuestión estaría en determinar la consideración legal del dato de la matrícula de un vehículo, puesto que si el mismo pudiese estimarse incluido en la categoría de “dato de carácter personal”, conforme a la definición que de los mismos se contiene en el art. 3, a de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter Personal, en los siguientes términos : “cualquier información concerniente a personas físicas identificadas o identificables”, entonces se hallaría sujeto a las restricciones que dicha norma establece para su divulgación pública.

A estos efectos resulta clarificador el informe 425/2006 de la Agencia Española de Protección de Datos (en adelante, “la Agencia”), por cuanto responde a una consulta cuyo objeto coincide con la que ha motivado el presente.

Según se mantiene en el informe citado, “Para interpretar cuándo ha de considerarse que nos encontramos ante un dato de carácter personal esta Agencia ha venido siguiendo el criterio sustentado por las distintas Recomendaciones emitidas por el Comité de Ministros del Consejo de Europa, en las que se indica que la persona deberá considerarse identificable cuando su identificación no requiere plazos o actividades desproporcionados” .

El citado informe continúa en los siguientes términos: “En consecuencia, el tratamiento de los datos correspondientes a las placas de matrícula de los vehículos se encontrará sometido a lo dispuesto en la Ley Orgánica 15/1999 en caso de que se considere a los datos contendos en dichas placas datos de carácter personal, para lo que sería preciso que dichos datos pudieran permitir la identificación de un individuo sin que ello exija plazos o esfuerzos desproporcionados”.

Procede, entonces, acudir a la normativa que regula el registro de vehículos, es decir, el Real Decreto 2822/1998, de 23 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento General de Vehículos. Dicha norma, en su artículo segundo se refiere a la cuestión, tal como se reproduce.

“1. La Jefatura Central de Tráfico llevará un Registro de todos los vehículos matriculados, que adoptará para su funcionamiento medios informáticos y en el que figurarán, al menos, los datos que deben ser consignados obligatoriamente en el permiso o licencia de circulación, así como cuantas vicisitudes sufran posteriormente aquéllos o su titularidad.

Estará encaminado preferentemente a la identificación del titular del vehículo,(…)

El Registro de Vehículos tendrá carácter puramente administrativo, será público para los interesados y terceros que tengan interés legítimo y directo, mediante simples notas informativas o certificaciones, (…)”

De lo anteriormente referido se desprende que bien puede predicarse que la identificación del titular de un vehículo acudiendo al referido registro público no constituye en modo alguno una tarea que exija plazos o actividades desproporcionados, y, por lo tanto, cabría considerar que nos encontramos ante un dato de carácter personal, objeto de la protección que la mencionada Ley Orgánica dispensa.

La Agencia ha sido objeto de críticas, al considerarse que, en ocasiones, no ha mantenido una excesiva coherencia en su doctrina, incluso acerca de cuestiones como la que nos ocupa. No obstante, y pese a esa objeción, un elemental principio de precaución desaconseja la publicación de los datos a los que se refiere la opinión que aquí se expresa.

En conclusión, la matrícula de un vehículo ha sido considerada por la Agencia como un dato de carácter personal, a pesar de algunas vacilaciones al respecto, lo que induce a proponer que no se publiquen para evitar algún tipo de sanción.

Este es el parecer del Letrado que suscribe, sin perjuicio de cualquier otro mejor fundado en Derecho.

Palma, 16 de septiembre de 2011

Firmado, Mariano Reaño Lambea
Abogado, colegiado nº 2606 del I.C.A.I.B,

 
Deja un comentario

Publicado por en diciembre 12, 2012 en Consultas, Documentos

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: